Masterizar

El mastering no debe preocuparte

Oigo desde aquí los gritos. “¿Qué es eso de que el mastering no debe preocuparte?¡Pero si es una de las fases más importantes de la producción musical!”. Pues sí, así es compañero de la música, pero hoy te voy a dar algunos argumentos para convencerte de que no deberías preocuparte.

No sería la primera vez que escucho a grupos decir cosas como “esto con el master mejorará” o “ya se lo comentamos al ingeniero de mastering”. Ni hablar, si la mezcla no sirve no necesitas un master, necesitas un milagro.

Piénsalo de esta manera: una de las razones por las que masterizamos nuestras grabaciones en los tiempos que corren es para finalizar un buen trabajo, para darle cierta homogeneidad, para dejarla “radio ready” o “iTunes ready”, y, normalmente, para subirle el volúmen. ¿Querrías subirle el volúmen a algo que suena mal? Espero que no.

Entonces, ¿qué debemos esperar del trabajo de un buen técnico de master? Lo primero que nos va a ofrecer es un par de oídos frescos, creo que es lo más importante. Cuando estamos inmersos en el proceso de producción de un álbum tú sabes igual que yo que te entregas en cuerpo y alma, te metes tan de lleno que llega un momento en que ves matices donde no los hay y pierdes total objetividad sonora. ¿No te ha pasado que echas de menos algunos errores después de corregirlos? Es porque te acostumbras a escucharlos una y otra vez, a todos nos pasa.

Contar con un técnico de mastering que nos aporte subjetividad siempre nos será de gran ayuda.

También le podremos hacer peticiones en cuanto a la EQ general del tema, la dinámica o el panorama, pero no podrá corregir errores que hayamos cometido en la fase de ecualización durante la mezcla o, peor, durante la grabación. Por eso es fundamental que vayamos caminando con paso firme por todo el proceso creativo para llegar al master con una mezcla sólida. De esta manera, el técnico de master sólo tendrá que hacer su trabajo: realzar y aportar su buen hacer a algo que ya suena bien.

 

No le eches la culpa al master

Si no acabas contento con el producto final de tu creación, probablemente es porque te has saltado algún paso. No pienses en el master si no estás convencido de que tienes una mezcla brutal.

Recientemente tenemos un dilema en eSONGpro. Tenemos un disco a punto de finalizar y se nos presenta la oportunidad de trabajar con tres grandes estudios de master. Tanto el artista como yo estamos encantados con las muestras que nos han enviado desde los tres estudios, pero es que tenemos una colección de canciones buenísimas, bien grabadas, bien interpretadas y bien mezcladas. Y el master sólo hace que digamos: “wow!”

Bendito dilema.

 

Déjanos tus comentarios al respecto. ¿Qué crees que aporta la masterización a tu música? Nos encantará saber tu opinión.

Opt In Image
Suscríbete y recibe GRATIS este eBook
Una guía de más de 50 páginas para subir tu música al siguiente nivel.
  • Valorada en 19€. ¡GRATIS ahora!
  • Guía paso a paso para que tu música vea la luz.
  • Incluye enlaces a otros recursos gratuitos.
  • De la composición a la masterización.
  • Te explico cómo puedes adaptar el proceso de producción a tus necesidades, posibilidades y recursos.

Podrás darte de baja cuando quieras. 100% libre de spam. Te resuelvo cualquier duda en info@esongpro.com

2

Miquel Concú

webfacebookinstagram

Soy un músico independiente. Creo y produzco música de manera autónoma desde cualquier lugar. Me he empeñado en derribar mitos y barreras para que todos podamos compartir nuestra música con el mundo.

2 comentarios en “El mastering no debe preocuparte

  1. Pingback: Sabes que tienes un temazo cuando... - eSong Pro

  2. Pingback: ¿Qué hace el mastering? | Ep 18. "12 meses, 12 singles"